Ads
Secciones
Diario El Argentino
Secciones
Diario El Argentino
Ads
Policiales

.

La Justicia Federal rechazó el re ingreso de maquinaria para endicamientos en el Delta

Ads
La Justicia Federal rechazó el re ingreso de  maquinaria para endicamientos en el Delta

El titular del Juzgado Federal N°2 de Paraná, Daniel Edgardo Alonso, finalmente resolvió no hacer lugar al pedido de Enzo Rómulo Mariani, sindicado como uno de “los dueños del fuego”, para recuperar vehículos pesados que había ingresado ilegalmente al Delta.


Ads

El ganadero había ocultado sus topadoras utilizadas para levantar terraplenes, ambos hechos prohibidos en el humedal. El magistrado las incautó y el empresario quería que volvieran a sus manos aduciendo que estaba colaborando con el Plan de Manejo del Fuego provincial en trabajos preventivos. La solicitud carece de “entidad para borrar las conductas anteriores reñidas con la buena fe procesal y el cuidado del ambiente”, sostuvo el juez en el escrito que difundió el portal Era Verde.

A fines de noviembre, el ganadero y naviero de la localidad de Rosario, Enzo Rómulo Mariani, ingresó un escrito al juzgado Federal 2 de la capital provincial, para que “se deje sin efecto el secuestro de las máquinas” de su propiedad y que se le “otorgue autorización para disponer de las mismas en un galpón” de su campo. El “compromiso” del empresario era que iban a ser “utilizadas solo para producir cortafuegos en caso de que se produzcan incendios”, se informó.

Mariani es sindicado como uno de “los dueños del fuego”, y acumula causas entre las que se encuentran la investigación por la responsabilidad civil y penal por los incendios en el Delta, la apropiación de un terreno legado a la Municipalidad de Rosario, y también por el ingreso de maquinaria pesada al humedal y posterior ocultamiento de la misma.

En esta petición, Mariani expresó que estaba colaborando con el Plan de Manejo del Fuego de Entre Ríos. Mariani forma parte de un agrupamiento de hacendados con intereses en las islas denominado Comunidad Islera Sociedad Civil, que nació a mediados de año para colaborar en el combate de los incendios forestales. También adujo un pedido de sobreseimiento sobre la causa de las máquinas, que llevó a Alonso a encabezar un operativo inédito en el monte para encontrar esos vehículos que había ordenado retirar de la zona en cumplimiento de un amparo ambiental para proteger ese ecosistema dictado por él mismo.

Pero los argumentos de Mariani no convencieron al magistrado, que ya tenía demás el rechazo de los litigantes, las entidades Cuenca Río Paraná y Foro Medio Ambiental, que llevaron adelante el pedido de amparo y restitución de daño en el Delta.

 

El Estado es responsable

 

En los argumentos, Alonso señala que las “circunstancias determinaron el secuestro de carácter ‘preventivo’ y ‘precautorio’” de la maquinas, no varió “en lo más mínimo a la fecha los motivos tenidos en cuenta para disponer la medida”. E insistió que su decisión estuvo ajustada “estrictamente a los estándares de protección ambiental ante la constatación de conductas lesivas” de Mariani.

Por otro lado, que las “tareas preventivas y/o de combate de incendio en los humedales se encuentra a cargo del Estado quien podrá disponer de los medios necesarios para ello, siendo escasamente relevante el aporte de las maquinas secuestradas a tal fin dado que, solo considerando en las Islas del Departamento Victoria, la Estancia La Catalina no llega a representar un 1% del territorio y por cierto, se trata de la zona de más fácil acceso”.

Además, que “el permitir que el personal de las brigadas se asiente en la propiedad del solicitante para combatir focos ígneos que por su proximidad amenazan a su propio campo, lejos de agotarse en una actividad de ‘colaboración’, dado que representa una actitud de autodefensa de sus intereses”, sostuvo el juez en el escrito conocido por ERA Verde.

Finalmente, en este contexto, el magistrado sostuvo que “la existencia de comportamientos actuales motivados en la norma o respetuosos de la manda cautelar, no logra borrar la mala fe procesal precedente” que tuvo al ocultar las maquinas en su momento. “Por todas estas razones y no habiendo variado los motivos tenidos en vista al ordenar y ejecutar el secuestro de la maquinaria en cuestión, corresponde denegar lo solicitado”, resolvió en una decisión que trascendió a principios de este mes.

    Autor:
    avatar usuario El Argentino
    El Argentino
    Ads
    ComentariosDebés iniciar sesión para poder comentar