Gualeguaychú | Entre Ríos | Argentina
Monday 6 de July de 2020

El coronavirus y el personal de salud

04/13/2020 |La pandemia de la enfermedad (Covid-19) producida por el coronavirus emergente (SARS-CoV-2) nos enfrenta a una situación extraordinaria no solo en salud sino también en las relaciones sociales, las escalas morales, la libertad, la economía, la política y a una pandemia de miedo.

La secuencia ha sido vertiginosa desde la comunicación del agrupamiento de los casos de neumonía grave en la ciudad de Wuhan (China) en diciembre 2019 a la declaración de la pandemia el 11 de marzo.

La situación es muy crítica, con el desborde en la capacidad de brindar asistencia médica en algunos países de Europa y los Estados Unidos sumado a los miles de millones de personas en confinamiento social.

El panorama en numerosos países de la América Latina es incierto por la inequidad social: la desnutrición / malnutrición y las precarias condiciones habitacionales (vivienda no digna, hacinamiento, carencia de provisión de agua segura) en un porcentaje variable de la población, la pirámide poblacional y las características del sistema de salud. Hasta ahora el impacto descrito en la edad pediátrica es < 2% tanto en China como en Italia; en los Estados Unidos han fallecido lactantes previamente sanos lo que constituye un llamado de atención.

En Ecuador, particularmente en la ciudad de Guayaquil, el escenario es diferente y desgarrador; duplica el número de casos cada 1-2 días; el período más breve observado en la evolución de la pandemia en la medida que afecta a los distintos países.

Al virus apenas lo conocemos al igual que la respuesta inmune en los infectados/enfermos. Ha mutado en los diferentes países lo que permite evaluar el origen de la introducción en una comunidad; pero, se desconoce la implicancia clínica de estos hallazgos.

Aprendemos en el día a día el espectro de las manifestaciones clínicas, la transmisión, la metodología diagnóstica, etc. debido a la generosidad de los colegas, las universidades y las revistas médicas, que han puesto a disposición gratuitamente los hallazgos en sus plataformas.

El personal del equipo de salud presta servicios en condiciones deficitarias por la provisión insuficiente de equipos para la protección personal, el número de personas a asistir, el establecimiento de los Protocolos de Ética y de Tratamientos Compasivos y Experimentales, el cansancio psicofísico y la enorme presión social.

Las autoridades políticas y la sociedad recién ahora, en la grave emergencia, consideran a los miembros del equipo de salud y nos llaman héroes.

No somos héroes. Somos personas que, por vocación elegimos una profesión, que hemos trabajado y trabajamos con convicción y compromiso y que, una vez más aunque como nunca antes en la magnitud de la adversidad, seguimos brindando asistencia lo mejor posible y con riesgo aumentado para nuestras propias vidas.

 

(*) La autora de este artículo es la doctora Silvia González Ayala, profesora titular de la Cátedra de Infectología de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de La Plata.

La noticia se ha enviado exitosamente
 
 
 
 
 
 


DIARIO EL ARGENTINO mantendrá absoluta confidencialidad de los datos personales brindados por nuestros visitantes. Los servicios de información por correo electrónico que ofrecemos se realizan con el expreso consentimiento de los usuarios.

El mensaje enviado por el Usuario del Servicio y su contenido es de única y exclusiva responsabilidad civil y penal de quien lo envió y/o utilizó.

Este diario no garantiza la veracidad de los datos personales y/o contenidos de cada mensaje efectuados y/o publicados en los Servicios por el Usuario.

NO está permitido:
1. utilizar lenguaje vulgar /obsceno, discriminatorio y/u ofensivo o Está prohibido todo tipo de ataque personal contra Usuarios de los Servicios y/u otros terceros, mediante acoso, amenazas, insultos.
2. No está permitido avergonzar o hacer cualquier otra cosa no deseada a otro/s Usuario/s de los Servicios ni a otros terceros. No se permite todo acto contrario a las leyes, moral y buenas costumbres.
3. Está prohibido publicar mensajes agraviantes, difamatorios, calumniosos, injuriosos, falsos, discriminatorios, pornográficos, de contenido violento, insultantes, amenazantes, instigantes a conductas de contenido ilícito.
4. Está prohibido publicar mensajes que puedan afectar la sensibilidad del resto de los usuarios y/o de cualquier tercero.
5. Está prohibido citar material que constituya propiedad intelectual de terceros, sin mencionar su fuente o autor.
6. Está prohibido afirmar hechos de otros usuarios o terceros sin tener prueba concreta.-

Finalmente, los usuarios aceptan expresamente la remoción de cualquier comentario publicado en el sitio, que viole el presente reglamento, todo ello no podrá ser considerado como un acto de censura."

Opinión

150 años de la inmolación del general Justo José de Urquiza
Al cumplirse 150 años del asesinato del general Justo José de Urquiza nos encuentra a los argentinos sumidos en una pandemia mundial por un virus letal lo que no nos permite rendirle los honores correspondientes que se merece.