Gualeguaychú | Entre Ríos | Argentina
Sunday 25 de October de 2020

Haciendo hoy, pensando en el futuro

Haciendo hoy, pensando en el futuro

10/15/2020 |   

Por Ezequiel Lo Cane (*)

 

La pandemia de Covid-19 impacta sobre los procesos de donación y trasplante de órganos y en la continuidad de los tratamientos de los pacientes en espera y trasplantados. Las sensibilidades crecen en angustia y nosotros nos fortalecemos con el #AyudemosAtodosLosQuePodamos.

La influencia de la Ley Justina se vio reflejada en las estadísticas: en agosto de 2018 y durante el 2019 la donación y trasplantes de órganos en Argentina alcanzó récords históricos. Sin embargo, desde que comenzó la circulación del virus SARS-CoV-2, las condiciones de aislamiento, los cambios en los requisitos para acceder a servicios médicos y la suspensión o disminución de traslados, impactaron notablemente en estos procesos. Si bien no se han suspendido las donaciones y los trasplantes como sí ha sucedido en países líderes en la materia como España, la cantidad de donantes por cada millón de habitantes bajó a 7.87 cuando en 2019 alcanzó el récord histórico de 19.65. Por otro lado, para proteger a potenciales donantes y receptores, así como para aumentar la disponibilidad de camas necesarias para la atención de pacientes con Covid-19, se han suspendido los trasplantes electivos con donante vivo.

En cuanto a los pacientes trasplantados y en tratamiento también su situación se ve afectada, no sólo por las restricciones de circulación, el miedo al contagio o la dificultad para realizar la consulta con el equipo médico tratante, sino que, además, se complejizan los procesos para acceder de forma eficiente a los tratamientos y a la medicación, poniendo en riesgo su salud. La interrupción del tratamiento en estos pacientes podría devenir en un rechazo del órgano y volver nuevamente a lista de espera.

Hay que destacar a los profesionales y entidades de la salud, como el Incucai, a los centros de trasplante, las sociedades médicas y las ONGs que acompañan y contienen a los pacientes que esperan una donación o trasplantados que requieren de un tratamiento sostenido. Desde siempre, trabajan para mejorar los niveles, y en este contexto, el objetivo principal es avanzar en la implementación de protocolos más flexibles que permitan facilitar los procesos.

Las Casa Justina son espacios para acompañar, divertir e innovar. Hospedarán personas con pocos recursos que necesitan un trasplante junto a sus familias, ya que muchas veces sus hogares se encuentran alejados de los centros. Allí se les brindará soporte en términos de acceso a la medicación, adherencia al tratamiento, atención médica, contención psicológica, entre otros. Sobre todo, por la personalidad de Justina, será un ámbito de juegos, diversión, música y arte.

Estamos generando fuentes de trabajo para quienes están esperando un trasplante o están trasplantados, brindando capacitaciones en costura, puestos de venta de churros, entre otros. Y en términos tecnológicos, apuntamos a la mejora de procesos aplicando inteligencia artificial para descubrir métodos más eficientes e investigamos con drones el traslado de órganos. Junto con prepagas, laboratorios, equipos de salud, fundaciones y ONGs, estamos construyendo una plataforma de gestión y mejoramiento de adherencia al tratamiento.

Justina nos inspira, ante cualquier situación, a hacer hoy, pensando en el futuro.

 

(*) Ezequiel Lo Cane es papá de Justina, la niña de 12 años que falleció a la espera de un trasplante e inspiró una modificación en la ley argentina de donación de órganos. El 14 de octubre se celebra el Día Mundial de la Donación y Trasplantes de Órganos.

La noticia se ha enviado exitosamente
 
 
 
 
 
 


DIARIO EL ARGENTINO mantendrá absoluta confidencialidad de los datos personales brindados por nuestros visitantes. Los servicios de información por correo electrónico que ofrecemos se realizan con el expreso consentimiento de los usuarios.

El mensaje enviado por el Usuario del Servicio y su contenido es de única y exclusiva responsabilidad civil y penal de quien lo envió y/o utilizó.

Este diario no garantiza la veracidad de los datos personales y/o contenidos de cada mensaje efectuados y/o publicados en los Servicios por el Usuario.

NO está permitido:
1. utilizar lenguaje vulgar /obsceno, discriminatorio y/u ofensivo o Está prohibido todo tipo de ataque personal contra Usuarios de los Servicios y/u otros terceros, mediante acoso, amenazas, insultos.
2. No está permitido avergonzar o hacer cualquier otra cosa no deseada a otro/s Usuario/s de los Servicios ni a otros terceros. No se permite todo acto contrario a las leyes, moral y buenas costumbres.
3. Está prohibido publicar mensajes agraviantes, difamatorios, calumniosos, injuriosos, falsos, discriminatorios, pornográficos, de contenido violento, insultantes, amenazantes, instigantes a conductas de contenido ilícito.
4. Está prohibido publicar mensajes que puedan afectar la sensibilidad del resto de los usuarios y/o de cualquier tercero.
5. Está prohibido citar material que constituya propiedad intelectual de terceros, sin mencionar su fuente o autor.
6. Está prohibido afirmar hechos de otros usuarios o terceros sin tener prueba concreta.-

Finalmente, los usuarios aceptan expresamente la remoción de cualquier comentario publicado en el sitio, que viole el presente reglamento, todo ello no podrá ser considerado como un acto de censura."