Gualeguaychú | Entre Ríos | Argentina
Sabado 18 de Septiembre de 2021

Día de la Industria: señales de un sector que empieza a ponerse de pie

Día de la Industria: señales de un sector que empieza a ponerse de pie

03/09/2021 |Por Daniel Moreira (*)

El 2 de septiembre de 1587 se produjo la primera exportación de manufacturas desde el puerto de Buenos Aires, con destino a Brasil. Si bien el desarrollo industrial en nuestro territorio tardaría siglos en llegar, desde 1941 se conmemora esa fecha como el Día de la Industria en Argentina.

A pesar de cierta arbitrariedad detrás de la conmemoración de esta efeméride, existe una realidad incontrastable en torno a lo que representa. Se podría decir que desde aquella primera exportación a la fecha han pasado muchos gobiernos y dirigentes. La tecnología y la ciencia han permitido mejorar los procesos productivos y la logística de la mano de obra. Las jornadas laborales poco tienen que ver ya con las de comienzo del siglo pasado. Sin embargo, hay algo que permanece inalterable, desde entonces: el potencial industrial como elemento inescindible para el crecimiento económico de una nación; la industria como sinónimo de soberanía.

A principios de 2019, antes de imaginar que llegaría una pandemia para poner el mundo patas arriba, muchos de los que tenemos una empresa nos sentíamos a la deriva, frente a un gobierno como el de Cambiemos, que hizo inviable la producción nacional con aumentos desmedidos de tarifas y una estrepitosa caída del consumo. Un grupo de CEOs que desde la Casa Rosada privilegió la especulación financiera y la concentración económica por sobre la inversión productiva y la distribución de la riqueza. Perdimos 25 mil pymes en sólo cuatro años y, por suerte, el pueblo desde las urnas optó por otro modelo de país. Elegimos industria y soberanía.

Hoy, entendiendo que aún quedan muchas cuentas pendientes, la película es otra. Porque desde un primer momento esta gestión impulsó el desarrollo del mercado interno, inyectando recursos en los sectores que habían sido más castigados por las políticas de Mauricio Macri. Después vino una trágica pandemia, donde perdimos a muchos y muchas compatriotas. Pero nunca nadie de este gobierno nos soltó la mano. Se reforzó la AUH. Hubo IFE. Las pymes tuvimos ATP. Empezamos a fabricar vacunas y le demostramos al mundo cómo la articulación entre ciencia, tecnología, industria y Estado puede salvar vidas.

Si nos remitimos a los datos oficiales, es para remarcar que el uso de la capacidad instalada de junio (64,9%) ratifica el crecimiento industrial sostenido que se viene dando en la gestión de Alberto Fernández donde, aún en pandemia, el mismo índice es mayor que hace tres años, en plena etapa macrista (61,8%). También es para destacar que en 20 meses que lleva esta gestión se otorgaron créditos a 658.712 pymes: 160 veces más que las 4.086 empresas que accedieron a financiamiento entre 2018 y 2019. En resumidas cuentas, podemos decir que se devolvió a un lugar central en la agenda pública a la producción nacional y el trabajo argentino, en medio de una crisis económica a nivel mundial sin precedentes.

Si bien siguen faltando políticas públicas que, a largo plazo, aminoren la concentración económica, impulsen la sustitución de importaciones, la incorporación de valor agregado y tecnología, vemos señales claras de que hemos comenzado a transitar el camino de una Argentina más justa, libre y soberana. Y, a pesar de la pandemia, el dolor y las dificultades, no perdemos la esperanza. Ya dejamos atrás la timba financiera y empezamos a ponernos de pie. Ahora es momento de profundizar el camino, con la industria nacional como artífice y beneficiaria de la reactivación económica.

 

 

(*) Daniel Moreira es presidente de la Asociación Pyme y referente del Frente Productivo Nacional.

La noticia se ha enviado exitosamente
 
 
 
 
 
 


DIARIO EL ARGENTINO mantendrá absoluta confidencialidad de los datos personales brindados por nuestros visitantes. Los servicios de información por correo electrónico que ofrecemos se realizan con el expreso consentimiento de los usuarios.

El mensaje enviado por el Usuario del Servicio y su contenido es de única y exclusiva responsabilidad civil y penal de quien lo envió y/o utilizó.

Este diario no garantiza la veracidad de los datos personales y/o contenidos de cada mensaje efectuados y/o publicados en los Servicios por el Usuario.

NO está permitido:
1. utilizar lenguaje vulgar /obsceno, discriminatorio y/u ofensivo o Está prohibido todo tipo de ataque personal contra Usuarios de los Servicios y/u otros terceros, mediante acoso, amenazas, insultos.
2. No está permitido avergonzar o hacer cualquier otra cosa no deseada a otro/s Usuario/s de los Servicios ni a otros terceros. No se permite todo acto contrario a las leyes, moral y buenas costumbres.
3. Está prohibido publicar mensajes agraviantes, difamatorios, calumniosos, injuriosos, falsos, discriminatorios, pornográficos, de contenido violento, insultantes, amenazantes, instigantes a conductas de contenido ilícito.
4. Está prohibido publicar mensajes que puedan afectar la sensibilidad del resto de los usuarios y/o de cualquier tercero.
5. Está prohibido citar material que constituya propiedad intelectual de terceros, sin mencionar su fuente o autor.
6. Está prohibido afirmar hechos de otros usuarios o terceros sin tener prueba concreta.-

Finalmente, los usuarios aceptan expresamente la remoción de cualquier comentario publicado en el sitio, que viole el presente reglamento, todo ello no podrá ser considerado como un acto de censura."

Opinión

Agroecología aplicada
Por Antonio Lattuca (*)