Gualeguaychú | Entre Ríos | Argentina
Martes 28 de Junio de 2022

Necesitamos recuperar la cultura vocacional

Necesitamos recuperar la cultura vocacional

21/05/2022 |Por Néstor Zordán, Obispo de Gualeguaychú

Mis hermanos, seguimos compartiendo la alegría de la Pascua. Seguimos transitando este tiempo en el que celebramos y contemplamos a Jesús muerto y resucitado. Seguimos escuchando aquel Buen Anuncio que se repite una y otra vez en las comunidades: El que estaba muerto ha resucitado; ¡Él vive y nos quiere vivos!

En este clima de Pascua, quiero invitarlos a seguir profundizando el tema de la vocación y las vocaciones. Es un tema que necesitamos tenerlo cercano al corazón de los discípulos de Jesús, al corazón de los creyentes; un tema que sería bueno recuperar en nuestro diálogo común, nuestra conversación familiar familiar, incluso en la mesa hogareña. Necesitamos recuperar la “cultura vocacional”. La vocación y las vocaciones debe ser un tema familiar para todos nosotros.

Hace algunas semanas, celebrando la fiesta de Jesús Resucitado Buen Pastor, compartíamos la “Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones”. En esa oportunidad el Santo Padre nos enviaba un mensaje que comenzamos a reflexionar hace dos semanas. Hacíamos algunos subrayados y los compartíamos... Hoy quiero compartir con ustedes otros subrayados de ese mismo mensaje.

El papa Francisco venía hablando de la vocación a la vida: Vivir ya es entrar en diálogo con Dios que llama y nosotros que respondemos viviendo; vivir es, entonces, responder a Dios que nos quiere vivos; vivir en plenitud es responderle a Dios que quiere que vivíamos en plenitud. Después de eso nos dice “a esa gran vocación común se añade la llamada particular que Dios dirige a cada uno de nosotros, alcanzado nuestra existencia con su amor y orientándola a su última meta. Esta es la dinámica de toda vocación. Somos alcanzados por la mirada de Dios que nos llama”.

Allí,  el Santo Padre utiliza  la imagen de la mirada de Jesús. Recuerda cuando Jesús se encontró con aquel joven que le preguntó: “¿qué tengo que hacer para heredar la vida eterna?”; el Señor le dice: “cumplí los mandamientos”. Y él responde: “ya lo estoy haciendo”. El evangelista nos cuenta: “Jesús lo miró con ternura, lo miró con amor”, y le dijo: “andá, vendé todo lo  que tenés; vení y seguime”. A esa mirada, la mirada de Dios, la mirada de Jesús, se refiere el Santo Padre.

Dice Francisco: “Todos somos alcanzados por la mirada de Dios que nos llama. La vocación no es una experiencia extraordinaria reservada a unos pocos: es para todos; porque Dios nos mira y nos llama a todos. Así mira Dios. En cada uno de nosotros ve potencialidades que incluso nosotros mismos desconocemos, y actúa incansablemente durante toda nuestra vida para que podamos ponerlas al servicio del bien común. De este modo nace la vocación, gracias al arte del ‘Divino Escultor’ –Dios– que con sus manos nos hace salir de nosotros mismos para que se proyecte en nosotros esa obra maestra que estamos llamados a ser”.

El Papa termina diciendo: ”Hermanos y hermanas, dejémonos interpelar por es esa mirada; dejémonos llevar por Él más allá de nosotros mismos”.

Vivamos nuestra vida como un “diálogo vocacional”: Dios nos mira, nos conoce en profundidad y nos llama. Nosotros estamos invitados a responder a esa llamada en nuestra vida.

Que comiencen bien la semana y Dios los bendiga mucho.

La noticia se ha enviado exitosamente
 
 
 
 
 
 


DIARIO EL ARGENTINO mantendrá absoluta confidencialidad de los datos personales brindados por nuestros visitantes. Los servicios de información por correo electrónico que ofrecemos se realizan con el expreso consentimiento de los usuarios.

El mensaje enviado por el Usuario del Servicio y su contenido es de única y exclusiva responsabilidad civil y penal de quien lo envió y/o utilizó.

Este diario no garantiza la veracidad de los datos personales y/o contenidos de cada mensaje efectuados y/o publicados en los Servicios por el Usuario.

NO está permitido:
1. utilizar lenguaje vulgar /obsceno, discriminatorio y/u ofensivo o Está prohibido todo tipo de ataque personal contra Usuarios de los Servicios y/u otros terceros, mediante acoso, amenazas, insultos.
2. No está permitido avergonzar o hacer cualquier otra cosa no deseada a otro/s Usuario/s de los Servicios ni a otros terceros. No se permite todo acto contrario a las leyes, moral y buenas costumbres.
3. Está prohibido publicar mensajes agraviantes, difamatorios, calumniosos, injuriosos, falsos, discriminatorios, pornográficos, de contenido violento, insultantes, amenazantes, instigantes a conductas de contenido ilícito.
4. Está prohibido publicar mensajes que puedan afectar la sensibilidad del resto de los usuarios y/o de cualquier tercero.
5. Está prohibido citar material que constituya propiedad intelectual de terceros, sin mencionar su fuente o autor.
6. Está prohibido afirmar hechos de otros usuarios o terceros sin tener prueba concreta.-

Finalmente, los usuarios aceptan expresamente la remoción de cualquier comentario publicado en el sitio, que viole el presente reglamento, todo ello no podrá ser considerado como un acto de censura."